República Dominicana registró un aumento en su parque vehicular eléctrico, superando las 20,000 unidades hasta abril de 2024. De esta cantidad, 12,000 son motocicletas, según informó el presidente ejecutivo de la Asociación Dominicana de Movilidad Eléctrica (Asomoedo), Edwin Alberto Martínez.

Durante el foro “Desafíos y oportunidades: forjando el futuro de la energía y la minería en República Dominicana”, Martínez aseguró que este crecimiento se vio impulsado por la emergente conciencia ambiental entre los dominicanos, así como los beneficios que esta práctica trae, como menor costo de mantenimiento y eficiencia de los autos eléctricos en comparación con los tradicionales de combustión interna.

Según Martínez, los avances que se han logrado en los últimos años han estado marcados por el aumento en la instalación de puntos de carga en todo el país, el desarrollo de iniciativas gubernamentales y crecimiento en la importación y uso de vehículos eléctricos. Sin embargo, considera que para mejorar las condiciones regulatorias y de mercado se debe crear una colaboración entre los sectores público y privado. A su entender, esto será importante para que se siga promoviendo el desarrollo de la movilidad eléctrica. Destacó la llegada de nuevas marcas y concesionarios que ampliarán la oferta de vehículos eléctricos de dos, tres y cuatro ruedas en el mercado dominicano.

Explicó que Asomoedo ha jugado un papel fundamental en la promoción de la movilidad sostenible en el país, ya que, afirma, ha impulsado acciones que ayudarán a mejorar las condiciones de importación y simplificar los procesos, así como reducir los aranceles para fortalecer la competitividad del sector, fomentar inversiones y generar empleos.

Si te gustó compartelo!