Dos economistas de la oposición política advierten que el Gobierno invierte cada vez menos recursos en inversión pública, lo que provocaría problemas a la economía.

Sostienen que esta baja inversión del gasto de capital se podría explicar por la inexperiencia o por la incapacidad de los responsables de gestionar la ejecución y gestión de la inversión pública.

Guarocuya Félix y Magín Díaz, ex directores de Impuestos Internos, en los gobiernos de Danilo Medina, aseguran por separado que esa baja inversión gubernamental podría significar problemas a la economía a largo plazo, con la buena noticia de que descartan una crisis macroeconómica.

En declaraciones a financierodigital.com, Guaroxuya Félix indica que el gasto de capital presupuestado es bajo con relación al Producto Interno Bruto (PIB) y las propias necesidades de infraestructura para que la economía mejore la productividad.

“Llama la atención de que el gasto de capital ejecutado, tanto para el 2021 como en el 2022, comparados al 30 de septiembre de cada año fiscal, fue de 34.9% y 49.3 %, respectivamente, es decir, significativamente más bajo que el presupuestado”, manifestó Félix.

Sostuvo que podría deducirse que esta incapacidad para ejecutar a la velocidad y ritmo adecuado el presupuesto presupuestado para gasto de capital, es decir, inversión pública, se podría explicar o bien por la inexperiencia o por la falta de planificación, o por la incapacidad de los responsables de gestionar la ejecución y gestión de la inversión pública.

“El propio ministro de Hacienda reconoce la baja inversión de capital”, afirmó.

Mientras, Magín Díaz señaló que el Gobierno solo invierte cerca del 2% del PIB en inversión pública.

Destacó que hasta el año 2011, el Gobierno invertía el 4% del PIB; y que en los gobiernos de Danilo Medina se invertía el 3%.

Dijo que está más que demostrado y estudiado que economías como estas necesitan que la inversión pública ronde mínimamente el 4%, pero preferiblemente el 5% del PIB.

Al referirse a la baja inversión pública que atribuye al Gobierno, dijo que no se podrán sostener tasas de crecimiento de largo plazo, por lo que advierte habría aumento de los impuestos al considerar que los gastos son superiores a los ingresos.

“Y si los gastos no pueden bajar, entonces habrá que aumentar los impuestos”, subrayó.

El también ex director de Impuestos Internos atribuyó como elementos positivos del Gobierno, las reservas del Banco Central de la República Dominicana, que posee entre 14 y 15 mil millones de dólares, y un sector financiero con buenos indicadores.

“Cuando usted tiene un Banco Central con tantas reservas y con credibilidad, y un sector financiero con buenos indicadores, entonces no hay riesgos de una crisis macroeconómica”, indicó.

Comparte esto!