En la decisión sobre las tasas de interés del mes pasado, la Fed planeó sólo un recorte para este año y dijo que no espera que la inflación alcance el 2% hasta 2026.

La Reserva Federal de Estados Unidos ha logrado “bastantes avances” en su lucha contra el aumento de precios y podría alcanzar su objetivo de inflación el próximo año, dijo el martes el presidente de la Fed, Jerome Powell.

La Fed, el banco central estadounidense, ha elevado las tasas de interés a máximos en 23 años, en un intento de restringir la política monetaria lo suficiente como para reducir la inflación a su objetivo de largo plazo del 2%, sin impactar demasiado al mercado laboral ni a la economía en general.

Desde que comenzó a subir las tasas en 2022, la Reserva Federal ha vuelto a bajar la inflación desde máximos de varias décadas a una tasa anual del 2,6% en mayo, mientras que el crecimiento se ha mantenido positivo y la tasa de desempleo se ha mantenido en mínimos casi récord.

“Hemos logrado bastantes avances para llevar la inflación nuevamente a nuestro objetivo, mientras que el mercado laboral se ha mantenido fuerte y el crecimiento ha continuado”, dijo Powell en un evento en Sintra, Portugal, con sus homólogos del Banco Central Europeo (BCE), Christine Largarde, y del Banco de Brasil, Roberto Campos Neto, y que se transmitió en línea.

“Queremos que ese proceso continúe”, afirmó Powell y añadió que es posible que la Reserva Federal alcance su objetivo del 2% “tal vez a finales del próximo año” o en 2026.

“Lo principal es que estamos logrando avances reales”, dijo.

En la decisión sobre las tasas de interés del mes pasado, la Fed planeó sólo un recorte para este año y dijo que no espera que la inflación alcance el 2% hasta 2026.

En mayo la inflación en Estados Unidos retrocedió ligeramente hasta el 2,6% interanual, según el índice PCE, el más seguido por la Fed, siguiendo la misma senda que el índice IPC, que se utiliza en particular para calcular las pensiones estadounidenses.

Aunque la Fed mantuvo las tasas sin cambios durante más tiempo de lo que los mercados esperaban inicialmente a principios de año, ahora prevé una primera bajada de tipos en el segundo semestre, probablemente en la reunión de septiembre, que será la última antes de las elecciones presidenciales estadounidenses, previstas para el 5 de noviembre.

Hace casi un año, las tasas de la Fed alcanzaron su nivel más alto desde 2001, en un rango del 5,25% al 5,50%.

Si te gustó compartelo!