Bayer dijo el miércoles que está evaluando separarse de sus divisiones de salud del consumidor o de ciencia de los cultivos, mientras que el nuevo presidente ejecutivo, Bill Anderson, dio sus ideas iniciales sobre cómo revivir el precio de las castigadas acciones de la diversificada compañía alemana.

La dirección está estudiando separar el negocio de medicamentos sin receta o el negocio agrícola del resto del grupo, que incluye el farmacéutico, pero no al mismo tiempo, dijo Bayer en un comunicado.

Una división secuencial en tres empresas también es una opción, al igual que mantener las tres divisiones, indicó Anderson.

Las ofertas públicas iniciales de acciones o las escisiones sin recaudación de efectivo estaban entre las opciones, dijo en una conferencia de prensa, añadiendo que no se darían más detalles hasta un día de mercados de capitales el próximo marzo.

“No estamos comprometidos con ninguna estructura. Vamos a seguir el mejor camino para garantizar la máxima creación de valor”, comentó Anderson, añadiendo que todos los miembros del consejo de supervisión de Bayer apoyaron la revisión.

El fabricante alemán de medicamentos, semillas y productos químicos para cultivos también dio a conocer sus planes de eliminar varios niveles de gestión para acelerar la toma de decisiones, lo que dará lugar a una “reducción significativa” de la plantilla, confirmando un informe de Reuters de septiembre.

Anderson dijo que 12 niveles de gestión entre él y los clientes son “simplemente demasiado”.

Las acciones de Bayer bajaban un 1% a las 1110 GMT, tras subir hasta un 1,2% más temprano, ya que los analistas sopesaban las prudentes directrices de la compañía sobre el negocio en 2024 frente a la perspectiva de un cambio organizativo.

Comparte esto!