El precio del petróleo intermedio de Texas (WTI) cerró este lunes con una bajada del 1%, hasta US$82.33 el barril, afectado por el rumbo de la tormenta tropical Beryl y la posible tregua entre Israel y Hamás tras meses de guerra en Gaza.

Al término de la jornada en la Bolsa Mercantil de Nueva York (Nymex), los contratos de futuros del WTI para entrega en agosto recortaron US$0.83 con respecto al cierre de la sesión anterior.

Según los analistas, el debilitamiento del huracán Beryl a tormenta tropical tras tocar tierra en Matagorda (Texas) ha ejercido presión bajista en el mercado, pese a que ha causado estragos: dos fallecidos, un gran apagón y cientos de vuelos cancelados.

“El crudo y los productos están bajando por la tormenta, ya que algunos de los peores escenarios del huracán Beryl, afortunadamente, no se van a cumplir”, explicó en una nota el analista Phil Flynn, de Price Futures Group.

Por otro lado, el aparente progreso en las negociaciones para una tregua entre Israel y Hamás están aliviando los temores de los inversores por que haya problemas en la oferta de combustibles en la región de Oriente Medio de cara al verano.

Egipto acogerá en los próximos días delegaciones de EEUU e Israel para abordar los “puntos pendientes” sobre un posible alto el fuego que incluya la liberación paulatina de los 116 rehenes israelíes que siguen secuestrados por los islamistas en Gaza.

Mientras tanto, los contratos de gas natural para entrega en agosto subieron a US$2.37 por mil pies cúbicos, y los contratos de gasolina con vencimiento el mismo mes bajaron a US$2.54 el galón.

Si te gustó compartelo!